El S&P 500 solo muestra la mitad del miedo de los inversores

El grado en que se vio afectada la confianza de los inversores en 2018 se refleja con mayor claridad en el PER que en el S&P 500 en sí

La relación precio/ganancias (PER) es un indicador popular, aunque no perfecto, que muestra la valoración relativa de las acciones; es decir, si una acción está cara o barata. Aunque todos sabemos que existen otras alternativas más modernas y equilibradas, este sigue siendo uno de los indicadores favoritos de todos los inversores.

Además, podemos decir que 2018 fue un año reseñable para las acciones estadounidenses y para el promedio de su PER. Es cierto que el comienzo del año pasado parecía prometedor, con un gran salto en el S&P 500 que reflejaba los dos factores que han impulsado el índice desde 2012: el aumento de las ganancias corporativas y un PER mayor. Las ganancias por "una unidad" del S&P 500 aumentaron de 123 a 146 dólares estadounidenses en 2018, pero el PER cayó significativamente durante el curso del pasado año.

Calculado sobre la base de las ganancias de los últimos doce meses,  el PER cayó, de su máximo de 23 en enero, a poco más de 17. Aunque el “paquete de impuestos” desempeñó un papel en el máximo de enero –los precios aumentaron en previsión de mayores ganancias netas, que solo se materializó al final del primer trimestre– la pérdida de confianza sigue siendo considerable. Incluso se puede observar que los inversores están pagando un múltiplo significativamente menor por ganancias hoy que en septiembre de 2016, es decir, antes de la elección presidencial de EE.UU. Quizá esto se produce por el ciclo de maduración y dudas sobre la sostenibilidad de los márgenes de beneficio récord. Sin embargo, también vemos considerables incertidumbres en el mercado sobre la sostenibilidad de la política económica y de exterior de la Casa Blanca.

El PER ahora está prácticamente en línea con el promedio de las últimas décadas, tal y como muestra nuestro Gráfico de la Semana. Esta no es todavía una razón para dar saltos de alegría y tampoco significa mucho para las perspectivas del mercado a corto plazo. Tal y como resalta Thomas Bucher, Equity Strategist en DWS, lamentablemente esta valoración dice muy poco sobre el futuro comportamiento del precio de las acciones. Sin embargo, solo cuando el horizonte de pronóstico se extiende significativamente el PER se volverá más significativo.

Fuentes: Bloomberg Finance L.P., DWS Investment GmbH a 28/12/18

*Calculado en base a las ganancias de los últimos 12 meses.

Todas las opiniones y afirmaciones contenidas en el presente documento se basan en datos de fecha 28 de diciembre de 2018 y podrían no llegar a materializarse. Esta información podrá verse modificada en cualquier momento dependiendo de consideraciones económicas, de mercado y de otro tipo, y no debería tomarse como una recomendación. Los rendimientos pasados no son indicativos de resultados futuros. Las previsiones están basadas en hipótesis, estimaciones, opiniones y modelos hipotéticos que podrían estar equivocadas. DWS Investment GmbH CRC 063673 (01/2019)

font

CIO View

Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia del usuario. Si cierra este cuadro o continúa navegando, entenderemos que acepta su uso. Para más información acerca de las cookies que utilizamos o cómo desactivarlas, consulte nuestro aviso sobre cookies.