12.03.2019 Renta Fija

Reunión del BCE: Cuando las palomas lloran

El BCE se ha mostrado pesimista con respecto al crecimiento y la inflación y ha relajado su política monetaria

Desde la crisis financiera, la regla no escrita ha sido que las malas noticias económicas eran buenas noticias para los inversores, ya que los bancos centrales probablemente abrirían el grifo. Por eso, cuando los bancos centrales se mostraban más acomodaticios de lo esperado en una reunión, los mercados no tardaban en celebrarlo.

El pasado jueves, durante casi una hora y media, los inversores en renta variable europea se prepararon para la fiesta. Tanto el DAX como el STOXX Europe 600 avanzaron en cuanto se publicó el comunicado del Banco Central Europeo (BCE). Sin embargo, esta alegría se disipó durante la rueda de prensa y los mercados llegaron a ponerse en rojo, un brusco cambio de rumbo que resultó particularmente acusado en el caso del DAX. El euro se dejó más de un 1% con respecto al dólar y cotizó brevemente por debajo del nivel de 1,12, lo que suele ser un catalizador para el índice alemán, muy orientado a la exportación.

La reacción de los mercados de bonos también fue contundente. Al cierre de la jornada, la ya de por sí escasa rentabilidad del bund alemán a diez años se había reducido a la mitad, hasta el 0,06%. Los bonos a nueve años ya vuelven a ofrecer una rentabilidad negativa y no descartamos que el bono a diez años vuelva a entrar temporalmente en terreno negativo. Ulrike Kastens, economista sénior en DWS, resume así la reacción del mercado: «Esta reunión realmente nos ha sorprendido. Al BCE le preocupa la economía europea mucho más de lo que pensábamos. La reacción del mercado, que fue negativa pese al tono acomodaticio de la reunión, demuestra hasta qué punto los inversores se toman en serio la preocupación de la autoridad monetaria».

Las decisiones del BCE, en detalle

El BCE no solo sorprendió por lo pesimista de sus perspectivas económicas sino que planteó un remedio inesperado: medidas de política monetaria tremendamente acomodaticias. El paquete anunciado el jueves pasado contiene tres mensajes importantes.

1. Las previsiones de crecimiento del producto interior bruto (PIB) se han rebajado sustancialmente, sobre todo para 2019. Ahora, el BCE espera que la eurozona crezca un 1,1% en 2019 (frente al 1,6% anterior), un 1,6% en 2020 y un 1,5% en 2021 y los riesgos mantienen un sesgo negativo, principalmente como consecuencia de la incertidumbre reinante (por ejemplo, las tensiones comerciales). Este cambio resulta destacable porque, hasta ahora, el BCE venía hablando de riesgos equilibrados tras la adopción de medidas monetarias. En esta ocasión se ha mostrado más pesimista por el alto nivel de incertidumbre. Las previsiones de inflación también se han rebajado a la baja. De cara a 2019, se estima que la inflación aumentará hasta el 1,2%; hasta el 1,5% en 2020 y hasta tan solo el 1,6% en 2021. El BCE sigue confiando en que las subidas salariales impulsarán el aumento de los precios pero cree que los efectos tardarán más de lo previsto en hacerse visibles por lo que, de momento, no parece que vaya a alcanzarse el objetivo de inflación de «por debajo, pero cerca, del 2,0%».

2. En línea con estas débiles previsiones de crecimiento e inflación, el BCE también modificó el jueves su previsión para los tipos de interés y ahora descarta subirlos en 2019.

3. Lo que sí ha aprobado es una nueva ronda de operaciones de refinanciación a largo plazo condicionadas (TLTRO) para garantizar la continuidad de unas condiciones de liquidez favorables. La tercera edición del programa TLTRO se iniciará en septiembre de este año y la última ronda de financiación tendrá lugar en marzo de 2021. Cada ronda estará vinculada al tipo de interés de referencia del BCE para las operaciones de refinanciación y tendrá una vigencia de dos años, por lo que la última vencerá en 2023. Otra sorpresa es que los detalles se comunicarán más adelante.

Conclusiones e implicaciones para nuestras perspectivas

El giro del BCE hacia una postura tan acomodaticia ha sorprendido a los mercados. La autoridad monetaria ha rebajado sus previsiones, ha anunciado una nueva ronda de TLTRO y ha flexibilizado su política monetaria más de lo que se esperaba. Sin embargo, el drástico recorte de las previsiones de crecimiento y el reconocimiento posterior de que las oportunidades y los riesgos económicos muestran un sesgo negativo reflejan su preocupación con respecto a la economía de la eurozona. Las nuevas previsiones de crecimiento del banco central son algo inferiores a las nuestras (2019: 1,3%, 2020: 1,4%). Sin embargo, parece que el BCE comparte nuestra opinión de que la probabilidad de recesión es muy baja, al igual que la posibilidad de deflación.

Por otro lado, la nueva postura del BCE avala la reciente rebaja de nuestras previsiones para el bund: a finales de febrero recortamos la tir del bono a diez años del 0,60% al 0,30% para los próximos doce meses. Nuestra previsión de 1,15 euros por dólar hasta marzo de 2020 no ha variado; cuando la estimamos, ya tuvimos en cuenta la posibilidad de que el euro registrase cierta debilidad a corto plazo.

La decisión del pasado jueves probablemente prolongará el sufrimiento de los bancos europeos. Como el BCE no prevé aumentar sus tipos de interés hasta 2020, es probable que los bancos no registren una mejora notable de sus ingresos netos por intereses hasta 2021.

04.06.2019 Multiactivos

¿Qué aportan las materias primas a los inversores?

Los mercados de bonos y de renta variable seguirán siendo, muy probablemente, turbulentos durante un tiempo. Durante este intervalo, los inversores pueden apostar por una cartera mixta, añadiendo algunas materias primas.

10.09.2019 Inmobiliario

¿Cómo serán los comercios del futuro?

En el futuro, posiblemente, comprar será un compendio de pasado y futuro.

27.08.2019 Renta Variable

Pequeñas acciones, pero grandes oportunidades

La empresa de pequeña capitalización no suele incluirse en las carteras de los inversores

CIO View

Usamos cookies propias y de terceros para el funcionamiento del Sitio Web y analizar su rendimiento. Al navegar por este Sitio Web, acepta su instalación y uso. Puede consultar la Política de Cookies para más información o modificar sus opciones de privacidad.